¿A distancia aprenden lo que deberían aprender?

Atención, se abre en una ventana nueva. PDFImprimirCorreo electrónico


Add this to your website

Con frecuencia escucho a conductores de medios y padres de familia preguntar si en las modalidades virtuales y en general a distancia los alumnos aprenderán lo que deben aprender en el grado, bajo la presunción de que de no ser así deberían “recuperar clases” o hasta dar por perdido el año. Me pregunto si no hay un dogmatismo anclado en las clases tradicionales respecto a qué significa “lo que deberían aprender”, que al parecer supone haber recorrido por completo el currículo escolar con sus respectivos libros, guías y la resolución de tareas y exámenes. El impacto de eso por lo demás es muy iluso, porque pocos alumnos -si alguno- al finalizar cada grado o su vida escolar aprendió “lo que debería aprender”, a tenor de los resultados de las ECE y PISA (para los que creen en ellas) así como lo que muestran las evaluaciones de ingreso a las universidades (para los que creen que son adecuadas) y en general, su comportamiento como ciudadanos, poco conscientes del bien común y trasgresores de las normas de convivencia social, como se observa en la presente crisis. 

Valgan verdades, “lo que deberían aprender” en cada grado es algo muy arbitrario y variable, y que cada ministerio de educación de cada país del mundo entiende de otra manera, razón por la cual varían en el número de días y horas anuales de clase, la extensión de la educación básica, los contenidos y áreas curriculares, las competencias a desarrollar, las horas que dedican a cada área, los tiempos de recreo y actividad física, etc. Muchos colegios experimentales o innovadores muy prestigiados en el mundo se apartan bastante de lo que propone el respectivo ministerio de educación y producen egresados muy competentes. Siendo así, esta flexibilidad juega a favor de reformular contenidos y calendarios escolares en función de las características atípicas de este año escolar, a lo que habría que agregar que las competencias fundamentales que propone el currículo escolar no se desarrollan en un grado sino acumulativamente a lo largo de la educación básica.   

Quizá la pregunta debería ser formulada al revés. O sea, ¿cuánto más van a aprender en este año atípico al verse forzados los profesores y alumnos a incursionar en el mundo de la educación a distancia, en particular en su modalidad virtual, cosa que no estaba previsto en ninguna parte al inicio del año escolar? 

Al parecer, respetando la diversidad de modalidades no presenciales que podrían llegar a ser las únicas posibles este año, lo que está ocurriendo es que los alumnos finalmente están convirtiéndose en estudiantes del siglo XXI, que tienen que poner en juego todas sus capacidades al servicio de la migración hacia formas de aprendizaje nunca vistas, a las cuales deben adaptarse porque esa será la modalidad habitual para todo lo que les resta de vida en el siglo XXI. Desde profesores que se comunican por teléfono celular vía whatsapp y correo electrónico con alumnos que ven por televisión los programas que emite el Minedu (Aprende en casa), los que ingresan a esa web por medios digitales, hasta los que acompañan vía Zoom o equivalente a los alumnos por algunas horas diarias, todos están ingresando a su manera al mundo virtual que es el que dominará el aprendizaje de estos tiempos, aún  cuando regresen a las clases presenciales. Eso pone en juego una serie de exigencias vinculadas a la autonomía, resiliencia, atención y concentración, trabajo en equipo, indagación de fuentes, uso de recursos digitales, comunicación no presencial sincrónica y asincrónica, socialización mediada por vías digitales, interacción activa y pasiva con profesores a distancia, regulación emocional,  que en el momento que se conviertan en habituales habrán permitido a los alumnos dar un enorme salto cualitativo en sus capacidades de aprender que no estaban previstas a principio de año en los planes escolares. 

Claro que hay una curva de aprendizaje que va desde el desconcierto y shock inicial, el diseño de propuestas de emergencia, el ensayo y error, hasta que se decanta un modelo razonable que toma en cuenta a profesores, alumnos, medios disponibles y contextos específicos de cada realidad. En ese proceso, al inicio hay mucha frustración y desesperanza, pero conforme pasa el tiempo, la propuesta se asienta, madura, hasta que todos los actores la sienten como una ganancia. Mientras dura ese proceso, hay que tener paciencia hacia el ministerio, los especialistas y funcionarios que trabajan más que nunca para acercarse a la fórmula óptima, y especialmente mucha consideración hacia los profesores que merecen reconocimiento por el enorme esfuerzo de adaptación y dedicación que están colocando al servicio de los niños.

Es cierto que hay espacio para mostrar disconformidad con la lentitud del gobierno en aceitar la máquina y entregar a todos los niños sus materiales y equipos digitales para que aprovechen plenamente esta experiencia. También es cierto que hay colegios y profesores que no están haciendo su máximo esfuerzo en la dirección deseada. Pero me pregunto, en este contexto tan frágil ¿tiene sentido generalizar negativamente a todos y desestabilizar a quienes hacen las cosas bien, o más bien alentar a los que están haciendo las cosas bien para que su curva de aprendizaje sea la más rápida y efectiva de modo que más y más niños se beneficien con las posibilidades de aprendizaje en este atípico año escolar? 

Creo que todos estamos aprendiendo más que nunca. Y lejos de una pérdida, dadas las circunstancias anormales, en lo personal lo considero como una ganancia, que impactará la vida escolar inclusive cuando regresemos al formato presencial.

En FB: https://www.facebook.com/leon.trahtemberg/posts/2921478581285991

En Twitter: https://twitter.com/LeonTrahtemberg/status/1252991446510166020

Artículos afines:

Ganancias de la educación a distancia en la infancia: hábitos, rutinas y límites

(LT: Vale para todas las áreas) Enseñanza -de matemática- on line: todo lo que ya hice mal. Pablo Groisman Mar 27 ·2020  

Del campus universitario al online.  

¿Aprenden lo que deberían aprender? ¿Por qué en la escuela no bastan unos pocos "estudios generales"?)

¿Cómo sacarle provecho a la enseñanza virtual? La enseñanza virtual es una tendencia cada vez más común dentro de la educación. Descubre cómo usarla a tu favor. Esta columna contiene una serie de elemntos sobre el desarrollo evolutivo de la educación virtual hasta nuestros tiempos y abarca los diversas niveles y disciplinas en los que impactará  

CORONAVIRUS: ESCENARIO PARA CERRAR BRECHAS Podemos tener la mejor educación a distancia de América Latina 

Cuidados intensivos para las relaciones padres-colegios privados  

León Trahtemberg: “Podemos convertir esta crisis en un salto cualitativo” "¿Perder el año podría ser una opción? Por ningún lado. Perder el año sería un insulto a profesores y alumnos que trabajan   

León Trahtemberg pide al Presidente Vizcarra que le hable a los niños del Perú.  Un reportaje de Cuarto Poder del 26 04 2020 sobre la situación de la educación peruana con motivo de la pandemia del coronavirus con intervenciones de León Trahtemberg y una invocación final para que el Presidente Martín Vizcarra le hable a los niños del Perú en su lenguaje.

Los maestros del Perú merecen más… LOS MAESTROS: LOS HÉROES OLVIDADOS Y VAPULEADOS

Educación a distancia, niños y bicentenario; por León Trahtemberg  El Comercio, 13 04 2020  “Todos los discursos oficiales de nuestras autoridades han sido dados en lenguaje adulto suponiendo que la audiencia solo está compuesta por adultos”. 

Aquello en lo que la educación a distancia en línea aventaja a la presencial: solvencia digital y ciudadanía global, claves de la vida personal, academica y global de lo que resta del siglo XXI 

Protesto en nombre de los niños (Coronavirus) 

Coronavirus: Un ejemplo de liderazgo de gobernantes y de tener presentes a los niño

El coronavirus ha invisibilizado a los niños

Mensaje de León Trahtemberg para los alumnos de nuestra comunidad.  https://www.youtube.com/watch?v=pl_TqYb7ep0&feature=youtu.be

Mensaje de Francesco Tonucci para las familias en el encierro del coronavirus

Los maestros también son papás y mamás confinados en su hogar

Carta a los padres y madres del Perú que sufrimos el obligado aislamiento social, sobre nuestros hijos y su vida escolar  

La asombrosa desaparición de 7 millones de niños españoles por el coronavirus. Las claves del confinamiento infantil por el coronavirus. ¿ Los ha ignorado el Estado más que a los perros salvo para hacer deberes y comer pizzas? 
Video Entrevista de Mario Ghibellini a León Trahtemberg sobre la implementación de "Aprender en casa" , sistema de educación a distancia creada por el MInisterio de Educación con ocasión del aislamiento social que trajo consigo la epidemia del coronavirus 

Cómo explicarles a los niños la epidemia de coronavirus sin alarmismos. Decirles a los niños la verdad sobre la Covid-19 y transmitirles los métodos de prevención con juegos o canciones es la mejor manera de que comprendan y afronten la enfermedad sin miedo

Aislamiento social sin una mirada a la infancia. Las medidas para un confinamiento que no tiene en cuenta a los niños. “Muy mosqueada con la mirada nula hacia la infancia desde el minuto uno de esta crisis. Sin coles, tele-estudiando de un día para otro y sin medios asegurados, medidas confusas hasta llegar al encierro total, sin contemplar la excepcionalidad de los críos muy peques”... “Se podrá seguir sacando a pasear a los perros. Me pregunto si no se podría pensar en una medida similar para los niños pequeños. 15 días sin salir a la calle son un mundo a los cuatro años. Y muchas familias viven en pisos oscuros y pequeños”.  Esa infancia invisible, desde una orientación adultocéntrica de las medidas no contempla la salud de los más pequeños. "Los espacios cerrados, el sedentarismo, las tareas escolares y el exceso de pantallas les cargan de una energía que no pueden renovar y las criaturas y sus familias terminan estallando. “En las familias más vulnerables este confinamiento tiene tres efectos: la interrupción del proceso educativo (que no es compensable porque muchas familias no tienen el nivel educativo o no disponen de ordenador o conexión online), la pérdida de la garantía de una alimentación adecuada y el aumento de la violencia ejercida a niños y niñas debido al estrés que producen los espacios muy reducidos y en muchas ocasiones en situaciones de hacinamiento”

Cuarentena en casa: 11 recomendaciones para lograr una buena convivencia familiar. La combinación de teletrabajo y niños sin cole puede resultar difícil, pero también es una oportunidad para adquirir nuevos aprendizajes y mejorar nuestras relaciones. 4. El miedo puede ser una de las emociones más intensas en estos días. Según la psicóloga y coach Julia Gómez Sanz: "El miedo es la emoción que nos sirve para protegernos del peligro, en situaciones nuevas y especialmente en situaciones que no conocemos, es normal que se nos active". Estos días nuestros pequeños nos ven preocupados y perciben una situación de alerta… escuchan la palabra muerte con mayor frecuencia de la habitual. Además, les hemos sacado de sus rutinas, no les permitimos ver a sus amigos ni salir a los sitios habituales de ocio. Todo esto puede provocarles mucha incertidumbre y frustración. Con esta situación, es muy posible que, en muchas ocasiones nos veamos sobrepasados y, quizá, la mejor herramienta que podemos usar con ellos sea la honestidad emocional, haciéndoles saber cómo nos sentimos y lo que necesitamos o esperamos de ellos. De esta manera, estaremos automodelando y permitiendo que ellos también puedan expresarse, que identifiquen lo que sienten y le pongan nombre para después acompañarles en sus emociones trabajándolas con un dibujo, un juego o una conversación juntos. Esto les permitirá entender qué les sucede a ellos y al mundo que les rodea (si es seguro o amenazante, amigable o poco amigable…). Como decía Rudolf Dreikurs. psiquiatra y educador austriaco: “Los niños son muy buenos observadores pero muy malos intérpretes”. 

Sandro Venturo, Peru 21: Sugerencias al Gobierno para el mediodía “Esta crisis no solo es un evento social y económico sino, principalmente, sicológico. (...) comunicación es más que difusión’’. Se notaron en el desempeño del presidente, a veces confuso y repetitivo, así como en algunas respuestas imprecisas del ministro de Salud. A su vez, algunas medidas resultaron contraproducentes y fueron derogadas inmediatamente.

Carlos Ganoza Durant confronta la fórmula del confinamiento que propone el gobierno reconociendo que en países como el Perú no funcionan las recetas de Europa o Asia. Coronavirus: una alternativa al martillo y el baile, medium.com Apr 11, 2020 

Siempre es bueno tener más de una versión sobre cómo resolver un problema, en este caso, cómo controlar la epidemia del coronavirus (Sergio Romagnani, Knut Wittkowski) 

VIDEO (Una versión alternativa sobre cómo enfrentar la pandemia del coronavirus) Perspectives on the Pandemic | Professor Knut Wittkowski | Episode 2

Credibilidad cero: la OMS controlada por el poder   https://saludypoder.blogspot.com/2019/12/credibilidad-cero-la-oms-controlada-por.html?m=1 

Vídeo. Profesor italiano Nuccio Ordine, pide mantener el reconocimiento del valor de las clases presenciales una vez que termine la epidemia del coronavirus “Solo los buenos profesores pueden cambiar la vida de un estudiante”.