Cambiar la visión de la escuela: es el (último) espacio para acoger, alentar y eventualmente recuperar a niños y jóvenes

Atención, se abre en una ventana nueva. PDFImprimirCorreo electrónico

La escuela es el (último) espacio para acoger, alentar y eventualmente recuperar a niños y jóvenes
de hogares disfuncionales (y todavía se sigue con la cantaleta que lo más importante es subir unos puntos en las pruebas censales…)
(a propósito del informe de Peru 21 "9 de cada 10 infractores juveniles no terminaron la educación básica completa, con lo cual perdieron un factor protector para ingresar al mundo criminal. De ese universo, el 30% abandonó la escuela porque no le gustaba estudiar).
 
Artículos afines: 

La educación se ha roto. Hemos enseñado a la gente de la misma forma durante los últimos 100 años y, como hemos crecido en ese sistema, creemos que es normal, pero es una locura.Enseñamos en las escuelas lo que los colonialistas ingleses querían que aprendiese la gente: matemáticas básicas para poder hacer cálculo, literatura inglesa… Hoy no tiene sentido. Tenemos que enseñar herramientas que ayuden a las personas a tener una vida gratificante, agradable y que les llene

En el futuro, si quieres un trabajo, debes ser tan diferente de una máquina como sea posible: creativo, crítico y socialmente experto. Entonces, ¿por qué se les enseña a los niños a comportarse como máquinas? Los niños aprenden mejor cuando la enseñanza se alinea con su exuberancia natural, energía y curiosidad. Entonces, ¿por qué son arrastrados en filas y hechos para quedarse quietos mientras están llenos de hechos? Tenemos éxito en la adultez a través de la colaboración. Entonces, ¿por qué la colaboración en las pruebas y exámenes se llama trampa? Los gobiernos afirman querer reducir el número de niños excluidos de la escuela. Entonces, ¿por qué sus currículos y pruebas son tan estrechos que alienan a cualquier niño cuya mente no funciona de una manera particular? Los mejores maestros usan su carácter, creatividad e inspiración para provocar el instinto de aprender de los niños. Entonces, ¿por qué el carácter, la creatividad y la inspiración son suprimidos por un régimen sofocante de microgestión? Los profesores ahora están dejando la profesión masivamente con lo que se pierde lo invertido en su fromación, en carreras destruidas por el exceso de trabajo y un régimen de trituración espiritual que trae la estandarización, las pruebas y el control de arriba hacia abajo. Cuanta menos autonomía se les conceda, más se les culpa por los fracasos del sistema. Nuestras escuelas enseñan habilidades que no sólo son redundantes sino contraproducentes. Nuestros niños sufren este sistema deshumanizante para nada. 
 
Howard Gardner revisa su teoría de las Inteligencias Múltiples 30 años después y apela a habilidades blandas (sociales, éticas). Ingenio y firmeza de carácter-en el sentido de sostenerse en una postura ética- (TheGoodProject.org) Moverse más allá de las inteligencias cognitivas hacia las habilidades sociales, emocionales y personales. Ser buena persona, buen trabajo (excelente, motivante, ético), buen ciudadanoHoward Gardner revisa su teoría de las Intelignecias Múltiples 30 años después...