¿Qué debe saber un niño a los 4 años? De la cultura de la competencia a la cultura de la afectividad

Atención, se abre en una ventana nueva. PDFImprimirCorreo electrónico

Artículo de referencia A Magical Childhood; What Should a 4 Year Old Know?

Una madre que llamaremos Micaela, preocupada por los aprendizajes que asegurarán que su hijo tenga las mejores opciones de éxito en la vida consulta a través del panel escolar a las otras madres si han averiguado o saben ¿qué debe saber un niño de 4 años? (magicalchildhood 31/08/2010).  Parafrasearé todos sus comentarios.

Una mamá contestó publicando una larga lista de todas las cosas que su hijo ya había ido aprendiendo: contar hasta 100, conocer los planetas, escribir su nombre y apellido, y así sucesivamente. Otras madres publicaron links con listas de lo que cada edad debe saber; y así sucesivamente.

Micaela se sorprendió con las respuestas que describían una cultura muy competitiva que convertía a los niños preescolares en trofeos académicos. De modo que decide publicar su propia lista de lo que un niño de 4 años debería saber. Reseñaré lo que escribió.

Nuestro hijo debe saber que es amado por completo y sin condiciones, todo el tiempo. Debe saber que está a salvo y cómo hacer para mantenerse a salvo en público y en compañía de los demás, en las situaciones más diversas. Debe saber que puede confiar en sus instintos sobre la gente y que nunca tiene que hacer algo con lo que no se sienta bien, no importa quién se lo esté pidiendo. Debe saber cuáles son sus derechos personales y que su familia la respalda. El niño debe saber reír, actuar y usar su imaginación. Debe saber que está bien pintar el cielo de naranja y dibujar a los gatos con 6 patas si es que él lo ve así. Debe conocer sus propios intereses y ser alentado a procurarlos.

Debiéramos darle menos importancia a aprender los números porque lo aprenderán de  modo casual llegado el momento; mientras tanto no pasa nada si se le deja sumergirse en  barcos con cohetes, dibujos de  dinosaurios o jugar en el barro.

El niño debe saber que el mundo es mágico y que él es maravilloso, brillante, creativo,  compasivo y que es tan digno pasar el día fuera de la escuela haciendo cadenas de margarita, pasteles de barro y casas de hadas que asistir a la escuela.

Pero lo más importante es lo que los padres necesitan saber: que cada niño aprende a  caminar, hablar, leer y hacer álgebra a su propio ritmo y que apurarlo no tendrá ningún impacto sobre lo bien que caminará, hablará, leerá o hará álgebra en el futuro. Que el mayor predictor del alto rendimiento académico y altas puntuaciones en las pruebas de logros al final de la secundaria es la lectura de  los niños y no la disponibilidad de tarjetas,  juguetes o computadoras, siempre que mamá o papá se tomen el tiempo cada día para sentarse a leer con sus hijos.

Ser el niño más listo o realizado en clase nunca ha tenido algo que ver con ser el más feliz. Estamos tan atrapados en el intento de dar a nuestros hijos  "ventajas " que los estamos obligando a vivir una vida multitareas estresante como la de los adultos, cuando una de las mayores ventajas que podemos dar a nuestros hijos es un infancia simple y   despreocupada.

Es deseable que nuestros hijos estén rodeados de libros, la naturaleza, materiales de arte y tener la libertad para explorarlos. La mayoría de nosotros podría deshacerse del 90% de los juguetes de nuestros hijos y no los echarían de menos,  aunque es importante  conservar algunos: los juguetes de construcción como legos y bloques,  juguetes creativos con todo tipo de materiales de arte, instrumentos musicales y muchos libros. Además, deben tener la libertad de explorar con frijoles secos, amasar el pan, hacer garabatos con pintura, muñecos con plastilina, jugar con grama y barro.

Nuestros hijos necesitan padres que se sienten y los escuchen, con quienes hacer manualidades, que se tomen el tiempo para leerles historias y hasta actuar a veces como   tontos con ellos. Ellos tienen derecho a saber que son una prioridad para  nosotros y que de verdad amamos estar con ellos.

Ud. como padre o madre ¿qué espera que aprenda su hijo de 4años?

En FB: En FB https://www.facebook.com/leon.trahtemberg/posts/951063021660900?pnref=story

Artículo afín

Se agotó el modelo escolar tradicional: 300 parejas de padres entrevistadas

Padres como adultos significativos

José Maza, astrónomo: "De nada sirven 50 colegios de excelencia. La educación es para todos" 

¿Y si estamos ahogando la sed de aprender de los niños con un bombardeo de estímulos? Los incentivos externos saturan los sentidos, empachan y anestesian la capacidad de saborear lo lento de lo ordinario CATHERINE L’ECUYER  "¿Dónde marchitó aquel asombro? ¿Y si la sed de aprender se hubiera ahogado en un océano de información sin sentido, en un bombardeo de estímulos externos compuestos por ruidos, contenidos y horarios que no respetan el orden interior de los niños, y por qué no decirlo también, de nosotros sus padres? Para que la sed sea sostenible, es preciso dejar beber poco a poco a la persona de una fuente que se ajuste a sus necesidades reales. ¿Hay que sorprenderse si uno se ahoga intentando tomar un sorbo de una boca de incendio? El asombro es lento, saborea la realidad a la que se acerca por primera vez, o como si fuera por primera vez. En cambio, los estímulos externos que saturan los sentidos empachan, embotan, anestesian el deseo, la sensibilidad y la capacidad de saborear la dimensión estética y lo lento de lo ordinario".  

Una columna que levanta alertas "Es la educación,  estúpido" (Por Anwar Moguel, México).  Hoy vi éste artículo sobre los dramas de la sociedad mexicana. ¿Es casual que parezca haberse escrito para calzar con el Perú y cualquier otro país de América Latina? ¿No será que "alguien" nos ha lavado la cabeza para desconectar la escuela de la vida real y hacernos creer que un periodico retoque curricular con pruebas aggiornadas producirá  egresados mejor educados? Quizá ya sea hora de empezar a pensar que la buena educación  no pasa por pontificar resultados en pruebas censales o PISA sino en tener una imagen de persona bien formada y educada en términos de actitudes y conductas frente a temas de la vida cotidiana que  los peruanos quisiéramos transformar, y hacer de eso la médula de nuestro proyecto educativo.

Por ejemplo, si se quiere evaluar el nivel educativo del colegio ABCDE ¿qué datos usa normalmente tanto el Minedu como muchos analistas? Los resultados de las pruebas censales, el % de ingreso a la universidad, y eventualmente la tasa de promoción o repitencia de los alumnos. ¿Qué nos dice eso de cómo son y serán esos alumnos como personas eticas, sensibles al prójimo, con alta  autoestima, con una autoimagen de personas valiosas,  capaces de ser miembros constructivos de su comunidad; qué  nos dice de su nivel de tolerancia a la diversidad, su capacidad decresolver conflictos sin violencia, de ofrecerse voluntario para trabajo solidario y para conciliar cuando sus compañeros están  conflictuados; qué  nos dice de su autodisciplina y nivel de regulación personal wue le permite distanciarse de los vicios y asumir una sexualidad responsable... 

Dirán  que eso es difícil de evaluar. Pero por ello es que hay que opacarlo frente a lo que es menos decisivo pero más fácil de evaluar de modo estandarizado e informatizado?

En FB: https://www.facebook.com/leon.trahtemberg/posts/954480861319116?pnref=story  

Desde el otro extremo de las visiones pedagógicas: «Muchas de las nuevas teorías pedagógicas tienen efecto placebo; son pura homeopatía pedagógica». El profesor y autor de «La sociedad gaseosa» advierte que vivimos en una sociedad donde triunfa lo efímero

Artículo afín:

"Los alumnos que no compiten tienen una mejor salud mental” (David Johnson) "Cada vez que dos estudiantes trabajan juntos, la relación cambia: se entienden mejor, se aceptan y se apoyan mutuamente tanto en lo académico como en lo personal. Cuando no compiten, mejora su salud mental; ganan autoestima y mejora su habilidad para lidiar con el estrés. El grado de vinculación emocional entre los estudiantes tiene un profundo efecto en su comportamiento en el aula. Cuanto más positiva es esa relación, menores son las tasas de absentismo y de abandono. El sentimiento de responsabilidad sobre el grupo incentiva las ganas de emprender proyectos de mayor dificultad y mejora la motivación y la persistencia para alcanzar una meta conjunta. El grupo se siente unido frente a ataques externos o críticas y crece el compromiso por el crecimiento personal y académico del resto de miembros del equipo. Los niños que requieren tratamiento psicológico suelen tener menos amigos y sus amistades son menos estables a largo plazo. La esencia de la salud psicológica es la habilidad de construir, mantener y modificar las relaciones con los demás para conseguir determinados objetivos. Los que no son capaces de gestionarlo suelen presentar mayores niveles de ansiedad, depresión, frustración y sentimientos de soledad. Son menos productivos y más inefectivos en combatir la adversidad".  

Estudiar en Harvard sin moverte de casa. LT: reitero a los padres de familia de niños pequeños lo que les comento con frecuencia: la universidad a la que asistirán sus hijos no se parecerá en mucho a la que conocen hoy. Piensen en la formación que les dará mejores opciones a sus hijos para ser parte de esta nueva universidad globalizada y digitalizada, esta "home university",  más que de las tradicionales.
 
Ohio State University anunció hoy una asociación con Apple que verá a los dos establecer una universidad de bandera en la innovación digital. La iniciativa se centrará en la innovación de la educación para los estudiantes y las oportunidades de desarrollo económico para la comunidad, con un laboratorio de diseño iOS y mucho más ...
 
Saying Goodbye to Lectures in Medical School — Paradigm Shift or Passing Fad? La universidad que encararán los próximos egresados de secundaria Cuando converso sobre nuevas metodologías pedagógicas con padres que inician la vida escolar de sus hijos en la educación inicial, me suelen preguntar si con esta formación estarán en condiciones de lidiar con la vida universitaria que les espera luego de la secundaria. Yo suelo decirles que la universidad del 2025-2030 a la que ingresarán sus hijos se parecerá muy poco a las actuales. Acá tiene ustedes un avance de cómo ya se está replanteando la educación superior en lugares como Gran Bretaña en la que prestigiosas facultades de medicina ya lideran el cambio conceptual sobre cómo enseñar una profesión en estos tiempos. 
 
El colegio sin ordenadores ni pantallas donde estudian los hijos de los empleados de Silicon Valley La mayoría de los hijos de empleados de las grandes empresas tecnológicas de Silicon Valley estudian en colegios sin ordenadores ni dispositivos electrónicos, con papel, tiza, lápices y materiales básicos como únicas herramientas. ¿En casa del herrero, cuchara de palo? (Van intencionalmente a contracorriente con la tecnologización de la escuela pública de la mayoría de los países del mundo occidental que está apostando en los últimos años por realizar grandes inversiones en ordenadores en las aulas, tabletas y pizarras electrónicas, e incluso, por eliminar materias como la escritura)